México. Gobiernos Regionales

México es una república federal lo que significa que la jerarquía y articulación de las leyes  y de las políticas públicas es más compleja que en un país unitario, ya que los estados que componen al país tienen sus propias constituciones y leyes secundarias. 
México se divide en en Estados, municipios y un Distrito Federal autónomos pero no independientes. Cada Estado de la República cuenta un Poder Ejecutivo depositado en la figura de Gobernador Constitucional, un Poder Legislativo en un Congreso local, y un Poder Judicial con jueces, magistrados y todo el aparato judicial necesario. México cuenta con 32 estados y aproximadamente 1,500 municipios.El fuerte proceso de federalización que inició en 1996 ha derivado en un mayor pluralismo político a lo largo del territorio, pero a la vez también ha propiciado la creación de feudos de poder local. Los gobernadores gozan de un poder político muy amplio que se ha traducido en una tensión permanente entre los gobiernos regionales y el gobierno nacional. El gobierno federal aún tienen un grado importante de control de los recursos nacionales y eso es un freno a los excesos en que pueda incurrir un gobernante local, pero el gradual proceso de transferencia política y económica a los Estado y municipios presenta serios amenazas para la estabilidad y gobernabilidad del país.